Inicio   >  El Festival  >  Los espacios   >   Iglesia de San Blas

Iglesia de San Blas

Conocida antiguamente como ermita del Salvador. Durante la primera mitad del siglo XVI Jacobo Függer decide reedificarla con intención de agradecer los beneficios recibidos por Carlos V, quien como pago a sus servicios bancarios, le arrienda los Maestrazgos de las Órdenes Militares y le concede la explotación de las minas de mercurio de Almadén. De la familia de los Függer pueden observarse las ménsulas decoradas con los emblemas heráldicos de la familia y la inscripción latina de la fachada:

“Al salvador máximo, cuanto hay y también lo que es de esperar, fuera y dentro de esta capilla, Jacobo Függer y los hijos de sus hermanos dedican como testimonio de piedad y religión, Yo doy, dono y dedico”.

Durante el siglo XVIII pasa a denominarse Iglesia de San Blas y desde el año 2005 es uno de los espacios escénicos usados por el Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro. Con un aforo aproximado de 300 personas, alberga tanto programación de música y exposiciones como espacio para impartir talleres y encuentros. 

Patronos